Book para modelos

Aquí os dejo la primera entrada del blog para este 2017, creo que os va a servir tanto a modelos como a fotógrafos para que tengáis una visión más amplia de como debe ser un book para una modelo. Para hacer un book a una modelo necesitaremos una buena colección de imágenes de lo que la modelo puede hacer en una producción, eso va a ser útil a los profesionales de la imagen para saber si esa modelo es la adecuada o no para lo que están buscando. Por lo tanto no se trata de imágenes bonitas si no de aquellas con distintas actitudes o personajes que la modelo puede llevar a cabo. De esta manera, cuanta más variedad tenga, mayor será la posibilidad de encontrar trabajos. La mayoría de modelos cometen el error de poner en su portafolio todas aquellas imágenes que a ellas les parece que salen favorecidas y guapas, pero muchas de esas fotografías se basan en su zona de confort, es decir van a ser todas iguales porque ella está cómoda con ese gesto y nos da un sólo perfil para esa modelo, son fotografías con la misma actitud y diferentes estilismos. Un buen book debe contener variedad de expresiones, de planos, de situaciones, que pueda permitir a los profesionales del sector ver que puede dar de si u ofrecer dicha modelo. En definitiva, el book debe ser útil para la modelo o dicho en otras palabras, debe ayudarla a conseguir trabajo. Ese debe ser el principal propósito.

Las modelos, para conseguir trabajos, funcionan a través de agencias, entonces para que una agencia coja a una modelo, esta necesita tener un buen book. Pensemos que las mejores modelos cuando se levantan por la mañana no son las mismas chicas despampanantes y espectaculares que vemos en las fotografías de revistas, pero son chicas que tienen carácter y son capaces de representar diferentes situaciones. Eso es lo más importante en una modelo. Si nos fijamos en las páginas de las principales agencias, veremos que en las páginas de las modelos, figuran siempre fotos en blanco y negro, lo que me hace deducir que si a la modelo que le hago un book le entrego fotos también en blanco y negro tendrá más posibilidades de entrar a formar parte de dichas agencias ya que les atraen este estilo de fotografías.

De la misma forma si nos fijamos en las páginas de las agencias podemos encontrar patrones parecidos, es decir, por ejemplo, si las fotos de modelos desnudas pero tapándose están en todos los perfiles de modelo, es evidente que los desnudos más evidentes no son del agrado de las mismas. Entonces, este tipo de fotografías también se las tenemos que dar a las modelos. Hay una serie de fotografías que una modelo debe tener en su book si o si, son los retratos cerrados, las fotos de cuerpo entero, fotos de medio cuerpo… el cliente que va a buscar a una modelo, debe poder ver las características físicas de esa modelo, talla, peso, cintura, color de cabello, color de ojos… con lo cual intentaremos hacer las fotografías que mejor muestren su imagen real pero sin olvidarnos de dejar patente quien es ella y que puede aportar al cliente.

Otro factor importante a la hora realizar el book a una modelo es el de que parezca que ha trabajado ya en ello, aunque sea una “new face” (modelo nueva que empieza en este mundillo y sin experiencia), debemos intentar conseguir que no se vea así, ya que ningún cliente busca modelos sin experiencia, al contrario, buscan a chicas que sepan posar, moverse, en definitiva que tengan tablas. Cuando buscas una cara nueva, una chica que no se ha visto su cara, es muy difícil encontrar una chica con tablas. Si cuando creamos su book intentamos que las imágenes parezcan trabajos comerciales, le dará a la modelo muchas más posibilidades de conseguir trabajo. También es aconsejable que no todas las imágenes sean de estudio o de exteriores, sino que haya una variedad de las mismas.

Resumiendo. Un buen book tiene que tener varios elementos, el principal es que las fotos sean bonitas, atractivas y correctas, pero no es suficiente, tienen que tener un valor añadido que es el que va a hacer que la modelo nos contrate a nosotros como fotógrafos y no a otros. Por lo tanto es muy importante: Primero que haya una variedad de fotos desde el punto de vista que parezca que ha hecho muchas sesiones, eso se consigue cambiando el peinado, el estilismo, el maquillaje, la localización… con ello podemos conseguir que quien ve las fotografías crea que ha hecho diez sesiones en vez de una. Segundo que las fotos parezcan trabajos reales, por ejemplo replicando fotos de joyería aunque las joyas sean de ella o de su madre. Tercero y último intentar conseguir que haya variedad de expresiones y personajes, es decir si conseguimos meter a la modelo en un personaje muy juvenil y en el siguiente que parezca una mujer adulta y elegante, va a parecer que la modelo tiene varios perfiles y eso va a ayudarla a encontrar trabajo.

Para terminar, no está de mas preguntar a la modelo en que agencia quiere entrar, mirar la web de esa agencia y ver los rasgos comunes que probablemente tienen la mayoría de modelos que están en su página, porque cada agencia quiere potenciar unos rasgos y normalmente se nota la homogeneidad dentro de sus portafolios. Si conseguimos hacer fotos que vayan en la línea de esa agencia es muy probable que esa cara nueva o modelo a quien hemos hecho el book consiga si no al menos tener más posibilidades de entrar. No hay nada mejor que una clienta que se ha hecho un book contigo y ha entrado en una agencia para que te vuelva a contratar. Estas imágenes que habéis visto son de Ingrid Morales quien ya ha conseguido realizar varios trabajos y salir en diferentes revistas, publicidades de casas comerciales e incluso pancartas de aeropuertos… ella ya no es una new face, sino una realidad.

No se trata de conseguir esa foto que el fotógrafo tiene en la cabeza, esa la podemos conseguir en algún proyecto, en los books debemos conseguir que la modelo entre en una agencia y consiga trabajo, no que seamos reconocidos por esa foto espectacular que hemos hecho y que a la modelo puede no servirle de nada. Intentar pensar en las fotografías desde el punto de vista de la modelo y no desde el del fotógrafo. Particularmente recomiendo a todas las chicas que vienen a hacerse un book conmigo que escojan estos tres estilismos, uno urbano y desenfadado, otro elegante y sobrio y otro que sea sensual, bikini o ropa interior, además de que lleven alguna prenda que tape muy poco su cuerpo para suavizar las fotografías de desnudo que he comentado anteriormente. Algo que en global hará parecer que la modelo ha hecho varios trabajos y varias sesiones, cuando en realidad ha efectuado una sola sesión fotográfica.

Y como digo siempre, lo más importante es que el cliente quede satisfecho, consiga el resultado deseado y se muestre feliz por el trabajo realizado, eso hará que en cuanto pueda vuelva a contrataros a vosotros. Un saludo, compartir si os ha gustado y espero que os sirva de ayuda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *