¿Que es una sesión sensual?

Sensualidad, (término que procede del latín sensualĭtas) es una cualidad que permite estimular la atracción sexual o la reacción emocional hacia otras personas. Una sesión sensual se basa en el cuerpo, en los sentidos, las sensaciones que suscita o el deseo que provoca en la persona que mira la fotografía. Son sesiones con una fuerte carga imaginativa (se deja entrever pero no se enseña en su totalidad).

Las sesiones sensuales constan de miradas que atraen, gestos o caricias que producen una respuesta inmediata, bocas que incitan. En definitiva un magnetismo seductor en actitudes y formas de vestir que potencien al máximo las partes del cuerpo para despertar la curiosidad y el interés por esa persona.

¿Como ser sensual? La sensualidad se considera una de las cualidades que definen a una mujer atractiva. Aunque suene para muchos igual, ser sensual no es lo mismo que ser sexy. Nada tiene que ver con una imagen y una actitud de mujer explosiva o sexualmente deseable. Se trata de saber explotar la capacidad de los sentidos y los placeres que estos nos pueden proporcionar a través del cuerpo. Normalmente diríamos que sensual es quien sin enseñar deja entrever en una pose dulce despertando la imaginación, mientras que sexy es quien busca despertar el instinto sexual a través de la excitación que produce su pose. La sensualidad tiene que ver más con el poder de la seducción, alguien que disfruta el presente dejándose llevar por la relajación y sintiéndose cómoda con su cuerpo.

Decía el escritor Paolo Coelho en su novela “El alquimista” que cuando una persona sabe lo que quiere, el Universo entero se pone a su servicio para proporcionárselo. Es una poética definición de lo que es capaz de lograr una intención bien enfocada sensualmente. Ya sabes, una mirada incitante, una postura abierta (cruzando los brazos), una sonrisa a tiempo, el dedo enredándose en tu cabello y mucho más… atraerá la atención masculina. Son gestos que van al subconsciente. Es el lenguaje no verbal que utiliza la seducción femenina.

Una persona sensual se deleita viendo, saboreando, tocando, oliendo y oyendo. Se relaciona con el mundo que la rodea de una manera especial.. Es una persona que atrae y cautiva, cada gesto lo convierte en algo placentero para el que la observa. Es el hechizo que poseen aquellas personas que no tienen premura, que se recrean, saborean y gozan cada paso que dan y te hacen estar atento sin despegar la mirada esperando el siguiente paso y deseando que llegue a la intensidad de la etapa culminante, pero no… no va a llegar, o al menos que tu lo veas. A esta altura te preguntarás si eres sensual o no. Pero, la verdadera pregunta que tienes que hacerte es si quieres o no ser sensual, porque los seres humanos, todos podemos aprender a serlo. Para ello, debemos educar a nuestros sentidos usando el pensamiento y los sentimientos.

Para ser más sensual, debes saber que, estimular los sentidos del otro es importante. El olor importa, la forma de hablar también, la manera en la que comunicas tus ideas al mundo, la elocuencia, las palabras que usas, el tacto, la forma en la que te aproximas a los otros, todos estos elementos contribuyen a hacer o no una persona sensual. No se trata de aparentar ser quien no eres, se trata de cuidar los detalles.

La sensualidad no está en un beso apasionado, ni en una caricia íntima, ni en un susurro al oído, la sensualidad nace unos segundos antes con un silencio o una mirada. La base de toda sensualidad es el deseo. La sensualidad de una mujer se mide, no porque muestre más, sino por lo que sabe mostrar y como lo muestra. Pero ojo una cosa es sensualidad y otra muy distinta la soberbia o altanería. Ser pícara, mojarte la comisura de tus labios, impregnar todo tu ser de esa atmósfera que desprende en el ambiente el excitante aroma de tu cuerpo… pero es muy importante dejar espacio a la fantasía, Eso hará que seas especial y única.

“La sensualidad se basa en dejar jugar a la imaginación, lo que las manos no pueden”.

Aquí debajo os dejo algunas imágenes más de lo que para mi es el estilo sensual que busco en estas sesiones. Espero que os gusten y os animéis a realizar alguna cuando contratéis una sesión. Y ya sabéis, si os ha gustado el artículo compartirlo en vuestras redes sociales con vuestras amistades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *